El Ayuntamiento sacará a concurso la semana próxima la concesión del nuevo aparcamiento subterráneo de la avenida de Compostilla.
Como se recordará, este aparcamiento tendrá 220 plazas distribuidas en dos 99 plazas en la primera y 121 en la segunda.
El objetivo de este proyecto es contribuir a la dinamización comercial de esta zona del centro de la ciudad que reclama más plazas de aparcamiento.
La superficie de urbanización afectada es de 6.312 metros, un espacio que ocupa parte de la avenida de Compostilla, Lago de La Baña y el solar que está en medio y que ya es propiedad municipal.
La concesión se sacará a concurso por 40 años y el importe del anteproyecto ronda los 1,7 millones de euros, que será la cantidad que tendrá que invertir la empresa concesionaria.
A ello habría que sumar la urbanización de superficie, alrededor de 1,4 millones de euros, que iría a costa de los fondos municipales. En total la inversión supera los 3 millones de euros y el objetivo del equipo de Gobierno es que esté en servicio en el primer semestre de 2006.
La planta ?2 será de uso para residentes y las plazas saldrán a la venta una vez concluida la obra. La planta ?1 será como el resto de los aparcamientos subterráneos de la ciudad, plazas de rotación, bajo los precios públicos que marca el Ayuntamiento para todos los párkings públicos.
Con este proyecto se da cumplimiento a una de las promesas electorales realizadas por Carlos López Riesco.